lunes, 1 de marzo de 2010

¿quien dice que no podemos parar el tiempo?



Pues en Barcelona, aprendí

1 comentario: